El periodista Funes Ugarte hizo un insólito desplante en contra de «Ahora ya no queda absolutamente nada en el canal, todo es un descarte”, comenzó Robertito en su fulminante descargo sobre el entorno que lo acompañó durante su paso por C5N. «Me saqué una mochila al irme de C5N. Yo me fui triste porque no cuidaron el trabajo que hice durante 15 años», agregó, notoriamente enojadoC5N y sus ex compas de trabajo no tardaron en cruzar sus declaraciones.

«Ahora ya no queda absolutamente nada en el canal, todo es un descarte”, comenzó Robertito en su fulminante descargo sobre el entorno que lo acompañó durante su paso por C5N. 

«Me saqué una mochila al irme de C5N. Yo me fui triste porque no cuidaron el trabajo que hice durante 15 años», agregó, notoriamente enojado en diálogo con «Por si las moscas».

«Los pocos que quedábamos no encontramos nuestro lugar porque el canal se llenó de caras desconocidas. Desde hace cinco años C5N se convirtió en un lugar de gente que no sabías quién era. Varios imitadores también”. Acto seguido, procedió a reafirmar que no se considera ni macrista ni kirchnerista, y que prefiere denominarse como «apolítico».

“Un canal que tuvo las figuras que tuvo, que antes era primero y ahora es tercero o cuarto. Se necesitan figuras en el canal. Con todo respeto, los movileros y movileras, que antes no los conocía ni el loro, ahora son conductores. Los de redes también, están conduciendo. Quedaron los periodistas que hacen editorial y los que son descarte. Debe ser más barato y más fácil para los nuevos gerentes; no cuidaron la pantalla”, cerró.

Lo que Funes no se esperaba fue la inmediata reacción de sus excompañeros de trabajo, quien recurrieron a la ironía para responderle. «Andá v, máquina. Nadie te detiene (y mucho menos te extraña). #Descartes», publicó la cuenta de Twitter de la Comisión Interna de los trabajadorxs de C5N.